Seleccionar página

El sábado pasado realizamos la caminata “Abrazamos a la vida”, con el objetivo de concientizar sobre la importancia de la detección temprana del cáncer de mama, que es curable en el 98% de los casos. Cientos de personas, vestidos de rosa, se sumaron a la propuesta.

Es un gesto de lucha contra una enfermedad que detectada a tiempo puede curarse. Es sumamente motivador ver a todas estas personas para celebrar la vida y colaborar con esta causa en la que trabajamos orgullosamente con un sistema hospitalario propio con elementos materiales de última tecnología, y fundamentalmente con el valioso recurso humano que son los médicos y los técnicos.